Billie Eilish se sincera sobre este trastorno neuropsiquiátrico que padece desde la adolescencia y le provoca tics y movimientos repetitivos e incontrolados.

"Mis tics son solo físicos y no son súper evidentes para otros si no prestas especial atención. Pero creedme, tenerlos es un tipo completamente diferente de miseria. Mi Tourette hace que las cosas sencillas sean muchísimo más duras", fue algo de lo que dijo Billie, quien fue diagnosticada cuando tenía tan solo 11 años.

"Algunas cosas hacen que mis tics sean más intensos, pero es algo con lo que he crecido y me he acostumbrado. Mi familia y mis amigos más cercanos saben que ya es parte de mí... Lo más habitual es que se rían porque piensan que estoy tratando de ser graciosa. Y eso es algo que me ofende increíblemente" continuó. "Me encanta responder preguntas sobre ello, porque es muy interesante.... Ya nos hemos vuelto amigos. Lo extraño es que muchas personas lo tienen y nunca lo saben. Cuando me muevo, ni siquiera tengo tics. Me he enseñado a mí misma formas de suprimir mis tics y ciertas técnicas para ayudar a reducirlos cuando no quiero distraerme en ciertas situaciones''.

Billie ha tratado de crear cierta normalidad a este tipo de trastorno con el que conviven más personas de las que uno pueda imaginar y que suele ser más común en hombres que en mujeres.