Sí, se llama así y no podría ser más apropiado. Se trata de un 'sumidero' situado a 100 km de las costas de Belice, con 300 metros de ancho y 123 metros de profundidad.

Se puede visitar en helicóptero (las opciones son múltiples) o en barco y, según los usuarios de Trip Advisor, "según te acercas al agujero, parece que te estás hundiendo en la boca de un gigante".